Alquiler de coches Roma

¡Busque, compare y reserve!

Indicar ciudad o código de aeropuerto
¿Por qué reservar a través nuestro?
  • Cancelación sin cargo Hasta 48 horas antes de la hora de recogida acordada
  • Mejor precio garantizado ¿Has encontrado un precio mejor? Cuéntanoslo y te haremos una oferta mejor
  • 8000+ lugares de recogida Ubicaciones en todo el mundo
Cancelación sin cargo
Mejor precio garantizado
Su socio desde 2004

Alquiler de coches Roma

  1. Página de inicio
  2. Alquiler de coches Roma

Alquilar un coche en Roma es fácil, rápido y transparente en Alquiler-de-coches.es. Le mostramos las opciones más económicas de la amplia gama de coches de alquiler en 125 países y 17.000 lugares de todo el mundo. Ofrecemos un coche de alquiler con todo incluido en Roma, al mejor precio y ¡le garantizamos el mejor servicio!

Información sobre Roma

Compañía de alquiler Roma
Compañía de alquiler Roma

Roma, la cuna del imperio romano, está llena de historia. Pero también es la capital de la Italia vanguardista, conocida por sus productos de diseño y su moderna población. Esta mezcla de antiguo y nuevo es lo que hace de la capital italiana una ciudad volcada en el futuro, mientras que al mismo tiempo sigue cultivando su interesante pasado.

Al igual que la Acrópolis es el monumento principal de Atenas, el Coliseo lo es en Roma. Originalmente, este anfiteatro podía albergar a 70.000 personas. El público podía "disfrutar" de luchas sangrientas entre los gladiadores, que a veces incluían animales salvajes. En ocasiones hay actuaciones en el Coliseo, pero no son tan fatales como solían ser en la época romana.

El Foro Romano era el corazón de la antigua Roma. Por desgracia, solamente quedan las ruinas del antiguo centro de poder de los romanos. Uno de los restos mejor conservados es el arco triunfal de Septimius Severus. El templo de Venus (la diosa del amor) y Roma (la diosa de Roma) era el más grande de la antigua ciudad.

Otro edificio bien conservado de la época romana es el Panteón. Fue construido como un templo en el siglo II, y en la actualidad se utiliza como iglesia católica romana.

La fuente de Trevi, que está alimentada por un manantial, es mucho más reciente. Un acueducto permite que el agua llegue a la fuente. La fuente con la escultura de Neptuno es conocida en el mundo entero: si tira una moneda sobre su hombro izquierdo en la fuente, le traerá buena suerte. ¿Y qué pasa con todo ese dinero? El ayuntamiento lo recoge y lo dona a caridad.

Todo aquel que visita Roma quiere sentarse en las escaleras españolas al menos una vez. Las escaleras van desde la Piazza di Spagna (Plaza de España) hasta la iglesia de Trinitá dei Monti. De ahí viene el nombre de escaleras españolas. Pero el nombre puede causar confusión, ya que la construcción la pagó el embajador de Francia...

Roma está llena no solamente de historia, sino también de museos. En la Villa Giulia podrá admirar arte etrusco y romano. Otro museo famoso es el Villa Borghese, que alberga la colección de arte de la familia del mismo nombre.

Realmente el Vaticano no es parte de Roma, sino que es una ciudad independiente, pero se suele hablar de ambos como si fueran una sola cosa. Vale la pena visitar la Plaza de San Pedro y la Basílica de San Pedro, aunque la mayor atracción es la Capilla Sixtina, con los famosos frescos de Miguel Ángel.

Al igual que el Vaticano, el distrito de Trastevere se encuentra al otro lado del Tíber. Es la zona de ocio más conocida de Roma, con sus bares, restaurantes y discotecas.

Roma y sus alrededores

No puede olvidarse, por supuesto, de tomar un café en una de las cafeterías de Roma. Tenga en cuenta que el precio es mucho más bajo si se queda de pie en la barra en lugar de sentarse. Si se sienta en una de las mesas, ¡el precio puede ser cuatro veces más alto que si se lo toma de pie en la barra!

¿No le ha sido suficiente con los muchos edificios históricos de Roma? Entonces debería coger su coche de alquiler y visitar el Castelli Romani. Por el camino pasará por 13 ciudades fortificadas al sureste de Roma.

A treinta kilómetros al noreste de Roma se encuentra el pueblo de Tivoli. Aquí es donde los ricos nobles de Roma construían sus casas de campo. Sin duda, el mejor ejemplo es Villa d'Este, que no sólo es un hermoso edificio del Renacimiento, sino que está rodeado de hermosos jardines con más de cien (¡!) fuentes. Incluso en la época romana, Tivoli ya llamaba la atención: el emperador Adriano construyó aquí una villa en el siglo II.

A cuarenta kilómetros al norte de Roma se encuentra el hermoso lago de Bracciano (Lago di Bracciano), en un cráter. Parte del agua del lago se transporta hasta Roma, en parte para regar los jardines del Vaticano. Aquí podrá navegar, pescar, hacer esquí acuático y, por supuesto, nadar en sus cristalinas aguas.

Aparcamiento

Es difícil encontrar un hueco para aparcar en la calle en el centro de Roma. Puede aparcar donde vea líneas azules, pero necesitará un ticket de aparcamiento, que puede comprar en máquinas expendedoras o en kioskos. Otra alternativa son los garajes de estacionamiento que se encuentran cerca del Centro Storico.

También puede aparcar su coche en una de las zonas de aparcamiento con acceso a transporte público (parcheggio di scambio), que se encuentran más alejadas del centro, pero tienen fácil acceso a las estaciones de metro, por lo que podrá llegar al centro de la ciudad gracias al transporte público.

Aeropuerto de Roma

Roma cuenta con dos aeropuertos, el principal, Aeropuerto Internacional Leonardo da Vinci, más conocido como Aeropuerto de Roma-Fiumicino. Se encuentra a 26 kilómetros al suroeste de Roma y es fácilmente accesible desde la carretera de circunvalación que rodea la capital italiana. Tome la salida de Fiumicino (A12) y siga los carteles.

El otro aeropuerto, Aeroporto di Roma-Ciampino, lo usan principalmente las aerolíneas de bajo coste. Ciampino se encuentra a 15 kilómetros al sureste de Roma. Desde la carretera de circunvalación, tome la salida 23.